• LOGIN
  • No hay productos en el carrito.

EL CIELO CÓSMICO de Diciembre 2020.

Les dejo una descripción de las energías planetarias para este mes. Solo les pido de probar a considerarlo, de darle una oportunidad y usarlo como una propuesta de reflexión. A lo mejor no les revela lo que les sucederá o lo que desean que les suceda, pero si lo que están necesitando analizar en este momento.

 

ARIES

En este período de restricciones que se estás viviendo, tu temperamento enérgico y valiente te permitirá captar algunas buenas ideas. Dos tránsitos importantes, el de Saturno que a partir del día 18 ingresa en el signo de Acuario y el de Júpiter que lo sigue a partir del día 20. Los dos transitarán en tu Casa XI asociada a las amistades, al trabajo en equipo y lo social. Por tanto, será en ese sector experiencial donde encontrarás el placer de compartir ideas estimulantes con las personas más cercanas. Con Júpiter en Acuario, no te faltará el impulso necesario para planificar un futuro que te de satisfacción. Puedes sentir la necesidad de compartir tu visión del mundo y tus opiniones con las personas a las que sueles frecuentar. Puedes realizarte a través de los contactos y, ampliar tus miradas que te permitirá llegar a alcanzar cambios importantes para todos. A su vez, Saturno te hace reflexionar sobre estas nuevas metas, especialmente las personales que afectan tu rol en la comunidad. Es un momento en el que puedes sentir la necesidad de asumir una mayor responsabilidad en tus relaciones interpersonales y hacia grupos de personas, así como con tus amigos. Con los amigos procederá a una profundización del vínculo, pero quizás con alguien también marcará el final. Saturno, controla la fuerte propensión de Júpiter a la exuberancia y Júpiter a su vez amortigua la exagerada prudencia del Gran sabio. Es obvio que, si te dedicas más a la prudencia y la reflexión, la reacción a Saturno será más pacífica. Pero, si en cambio eres intolerante a cualquier condicionamiento y, te enfrentas a algo que no has podido contribuir a nivel de conciencia, ahora tienes la posibilidad de hacerlo profundizando cosas nuevas, ampliando la visión de tu existencia, con las formas habituales de Júpiter es decir de modo enérgico y un poco eufórico. Este aspecto de conjunción entre Saturno y Júpiter en sextil a ti Sol en Aries, te permite trabajar en tu crecimiento interior, en un descubrimiento, o simplemente en el contacto contigo mismo, marcando la certeza de estar en las condiciones adecuadas para lograr metas importantes. Venus en Sagitario, desde el día 16 diciembre en Casa IX, te invita a ampliar tus horizontes, a acercarte a las experiencias en expansión de tu forma de afrontar la existencia. Un buen momento, por tanto, para abordar el estudio de culturas completamente ajenas a la tuya, en condiciones de abrir nuevos escenarios sobre los que reflexionar. Las relaciones amorosas, con este tránsito, también se ven favorecidas porque vives tus sentimientos de forma entusiasta y libre. Atento con expandirte demasiado porque orientarte en ese mar de aventuras que abarrotan tu imaginación, podría interferir con la posibilidad de emprender una más estable y profunda.

 

TAURO

En la primera parte del mes te ve todavía bien apoyado por planetas Plutón, Saturno y Júpiter en Capricornio que desde la Casa IX te invitan a ampliar tus horizontes, tu conciencia y a comprender plenamente el sentido de la vida. Es gratificante sobre todo para el tercer decanato, ya que, en la condición de abrirse a nuevas experiencias, a nuevos marcos de referencia, a una nueva concepción del mundo capaz de transformar tu escala de valores. Con el ingreso de Júpiter y Saturno en Acuario y la entrada en Casa X en aspecto de tensión al Sol en Tauro, tendrás que afrontar, por un lado, un fuerte empujón hacia la no convencionalidad, hacia ideales humanitarios acompañado de una dosis considerable de tolerancia. Mientras, por otro lado, sentirás la necesidad de alcanzar objetivos tangibles en busca de estabilidad. Júpiter, por tanto, desde el día 20, en la Casa de la autorrealización inspira comportamientos extraordinarios en busca de una fuerte implicación social.  Saturno, desde el día 18, te invita a trabajar duro para definir de una vez por todas el significado de tus aspiraciones, sacando a la luz ambiciones, esperanzas y un papel dentro de la comunidad. Ahora más que nunca tendrá el desafío de trabajar duro para lograr tus objetivos. El primer decanato, por ahora será sometido al aspecto de cuadratura del Sol a Júpiter y Saturno. Se los verá en tensión al enfrentar cualquier obstáculo en su camino, pero todo esto es funcional a un proyecto evolutivo de cambios importantes. En el caso de Júpiter, se tendrá que controlar la tendencia a buscar a toda costa el bienestar material, en lugar de prestar atención a las necesidades del alma. Tiendes a creer que la verdadera la riqueza está ligada a los bienes tangibles y no al conocimiento, a la espiritualidad, que para ti no son sinónimo de estabilidad y seguridad. Sin embargo, tendrás la oportunidad de ponerte en contacto contigo mismo, con tus características, fortalezas y debilidades, y de alimentar tu alma que necesita atención. En el caso de Saturno tendrás que abrirte a sus sugerencias que te conecta con tener conciencia, que significa ponerte frente a tus verdaderas metas. Siendo más consciente de que las pérdidas a las que te somete el planeta no son más que las cosas que deben dejarse, porque ya no tienen sentido de existir. Si aceptas las solicitudes de Saturno, la sensación de insuficiencia dará paso a la solidez y la recompensa será tu fortalecimiento porque serás dueño de tu vida. Mercurio en Casa VIII desde el día 2 al 20 diciembre en Sagitario podría orientar el pensamiento hacia las metas que te has marcado para un futuro mejor. La mente es escrutadora, pero al mismo tiempo de gran apertura hacia lo nuevo, capaz de luchar por algún gran ideal y encaminada a una comunicación fuerte y tolerante. Es una mente que sabe aprender a través de experiencias. A partir del 21 Mercurio ingresa en Casa IX aumentando tu deseo de recorrer nuevos caminos.

 

GÉMINIS

Mes interesante para un signo de Aire que siempre busca libertad, novedad y siente una poderosa necesidad de comunicar y aprender. El momento, puede colocarte frente a restricciones que podrían generar impaciencia, ya que siempre necesitas ideas y ligereza. Sin embargo, con el ingreso de Júpiter y Saturno en Acuario, el primero a partir del 20 y el segundo desde el 18, en aspecto armónico a tu Sol en Géminis, en particular el primer decanato, estarás apoyado por el optimismo necesario para poder superarte y dedicarte sin miedo a proyectos efectivos e innovadores. Tu necesidad de independencia, especialmente a nivel intelectual, ahora se siente fuertemente, incluso si la presencia de Saturno en Acuario tiende a contener y moderar tu propensión a la libre e independiente autoexpresión. Los dos planetas, aunque sean diferentes entre sí, mientras Júpiter se expande, Saturno se ralentiza, puede ser positiva, en el sentido de que, sin la contribución de Saturno, Júpiter podría actuar de forma exagerada, especialmente en presencia de limitaciones a la libertad personal, así como Saturno, sin el aporte de Júpiter, podría exigir una exagerada prudencia para afrontar nuevos caminos. Ambos planetas ocupan la Casa IX, es decir un período de tu vida que te pide una mejora, como una ampliación de las perspectivas de vida, o como una evolución personal o incluso como la consecución de importantes resultados sobre el trabajo realizado en el pasado. Y, dado que la Casa IX presenta energías similares a las de Júpiter, es evidente que el posicionamiento del planeta requiere de cierta moderación para poder implementar ampliar tus perspectivas mediante el estudio, la profundización. temas abstractos como la filosofía, la religión. Y Saturno que, al moderar los excesos de Júpiter, te ayuda a dar el peso adecuado y a estabilizar ideas y pensamientos. Es decir que cierto pragmatismo es de gran apoyo. Con Marte en Aries en aspecto armónico al Sol en Géminis, puedes encontrar en ti mismo la confianza para tomar tus decisiones. Marte en Casa XI aporta impulso para trabajar en equipo y lograr resultados interesantes. Venus en Sagitario, desde el día 16 en Casa VII, aunque en oposición al Sol, se encuentra en una de sus mejores posiciones. Tanto en tus relaciones sentimentales como en tus relaciones laborales podrás establecer buenos equilibrios. Es un buen momento para resolver cualquier problema en tus vínculos más cercanos, otorgando mayor disponibilidad desde el punto de vista emocional, pero también aprovechando la discusión para eliminar los conflictos presentes en la relación. Lo que sin duda te apoyará es el aspecto lúdico e irónico de Mercurio en Sagitario que te ayudará a minimizar las circunstancias, devolviendo todo a su tamaño correcto. Intente en interactuar activamente con su pareja ayudando a aclarar los pensamientos. Si trabajan juntos para llegar a un acuerdo, obtendrán mejores resultados.

 

CÁNCER

Finalmente alumbrará la luz al final del camino, solo un poco más de paciencia y luego habrá el ingreso de Júpiter y Saturno en Acuario en Casa VIII. Salen de la Casa VII de las relaciones que, con el contacto de Plutón, lo han puesto frente a una realidad que requería una revisión, una transformación y en algunos casos incluso un abandono de un vínculo estrecho, sentimental o laboral. Ahora estás en condiciones de trabajar los valores que has adquirido y hacerlos tuyos de forma constructiva. Desde un punto de vista evolutivo, son pasos poderosos que ayudan a tomar conciencia de uno mismo, de los aspectos del inconsciente, iniciando un proceso de apertura y toma de conciencia de los valores de los demás. La presencia de Júpiter en la Casa VIII te ayudará a obtener beneficios de los demás y no se excluyen posibles cambios que puedan dar buenos frutos en el futuro. La posición de Venus en Escorpio, en Casa V, hasta el 15 de diciembre, en aspecto armónico al Sol en Cáncer, te impulsará a dejarte llevar por las comodidades, por la convivencia, levantando el ánimo. En Escorpio Venus hace que sientas con especial intensidad la necesidad de profundizar en una relación apasionada. Desde el 16, Venus ingresa en Casa VI y las relaciones que tienes en el trabajo se ven favorecidas. Desde el 2 y hasta el 20, Mercurio en Sagitario también ocupa la Casa VI y favorece todas las actividades de carácter intelectual o que requieran una especial precisión. En el signo de Sagitario, el planeta, te estimula a buscar conexiones amplias con los demás. Lo que ahora está comunicando al mundo que lo rodea se transmite con entusiasmo y optimismo. Desde el 21 Mercurio en Capricornio en Casa VII, acentua la necesidad de comunicarte con los demás, de entablar relaciones con las que compartir tus experiencias. Mercurio es de apoyo, con su ironía y su ligereza para amortiguar los tonos imperiosos y apasionados de Plutón, utilizando la discusión para llegar a eliminar los problemas presentes en la relación y enfrentarlo abiertamente.

 

LEO

Un cielo activo, pero a la vez complejo para Leo. Saturno y Júpiter abandonan Capricornio y la Casa VI para ingresar en Casa VII en el opuesto, Acuario. Saturno a partir del día 18 y Júpiter desde el día 20 de diciembre. De hecho, con Saturno en el sector de las relaciones, estará en condiciones de reflexionar cuidadosamente no solo sobre las necesidades, sino también sobre las obligaciones y limitaciones que afectan tus relaciones más cercanas. Es un momento en el que tienes la oportunidad de mirar a tu pareja con mayor objetividad y, por tanto, de tomar las decisiones adecuadas sobre tu relación. Por lo tanto, el foco de atención está en la «relación». Algo debe llegar a la madurez en la relación de pareja o hacia una pareja. Además, no debe temer afrontar el diálogo, abordar las discusiones que, con el tránsito, requieren de las aclaraciones necesarias para que llegues a esos cambios, esas transformaciones que necesita el vínculo y que te podrían conducir hacia un fortalecimiento del mismo, más que hacia su conclusión. No tengas miedo de hacerte las preguntas oportunas para entender de dónde surge la tensión que connota tu vínculo, qué quieres de tu pareja y qué quiere tu pareja de ti. La situación obviamente requiere un análisis en profundidad también en consideración de la presencia de Júpiter que, si es cierto que por un lado aporta optimismo, también es cierto que siempre tiende a una expansión excesiva que podría potenciar incluso los aspectos más críticos de la relación o hacer que pierdas interés en un vínculo que no te enriquece como te gustaría. Es el primer decanato el que será sometida al aspecto disonante de Saturno y Júpiter al Sol en Leo. Se encontrará ante un tránsito que no es fácil de manejar, incluso en el caso de buenos resultados finales. El tránsito de oposición de Saturno al Sol concluye un ciclo, es decir termina un período y comienza uno nuevo, no hay que desanimarse. Júpiter te apoyará en la búsqueda efectiva de un contacto contigo mismo para poder dar respuesta a las muchas preguntas. También el primer decanato es solicitado por la presencia de Urano en Tauro, en aspecto disonante al Sol en Leo, que te hace afrontar los cambios pidiendo nuevas metas. Además, es posible que sienta particularmente la aversión a la rutina y la intolerancia a las limitaciones. Existe la posibilidad de que se evalúe la posible presencia de un conflicto entre tu realización personal y tus relaciones más cercanas. Venus en Sagitario, en Casa V te dará creatividad e inspiración para superar el momento, mientras que Mercurio, también en Casa V del 2 al 20 diciembre, te apoyará en la comunicación, en explicar tus pensamientos, tus ideas y también tus perplejidades y tus dudas.

 

VIRGO

Los planetas Plutón, Saturno y Júpiter en Capricornio, en Casa V hasta alrededor de medio mes de diciembre puede ayudar al tercer decanato para captar sus últimas sugerencias. Es momento para avanzar hacia el descubrimiento de nuevos horizontes, abrirse a lo más escondido y nunca confesado, quizás por el miedo a perder el control de esa realidad a la que estás tenazmente atado. Por otro lado, para lograr una reorientación es necesario atravesar momentos de confusión que, aunque aparentemente desestabilizadores, en realidad funcionan por una conciencia renovada, ciertamente más madura y sobre todo más libre para expresarte en tu autenticidad. Son tránsitos que animan a una mayor implicación, intensidad en las relaciones sentimentales, tanto que se convierten en catalizadores de cambios en la vida emocional. Por tanto, si aún no has aprovechado la oportunidad que se te ha brindado de reconocer un fuerte impulso pasional, inteligentemente negado, ahora puedes repensarlo y captar también el aspecto lúdico del amor. Y si es cierto que la presencia de Saturno en Capricornio, en la Casa V frena esa posibilidad, en realidad el aspecto armónico que forma con tu Sol en Virgo te ayuda a buscar una nueva estabilidad y conciencia de ti mismo. Pero la novedad del mes consiste en el desplazamiento de Júpiter y Saturno en Acuario, en la Casa VI, la primera a partir del 20 y la segunda a partir del 18 diciembre. Ahora Saturno y Júpiter se están preparando para encender el centro de atención en la Casa asociada con el trabajo, la vida cotidiana, la forma física. Saturno te conducirá hacia una disciplina en temas relacionados a mejorar tus competencias profesionales. Podrá dedicarse de manera más eficiente a tus actividades laborales que probablemente, podrían requerir un cambio, una nueva forma de operar y pensar. La presencia de Saturno en Acuario podría representar un buen apoyo en la organización de grupos de personas que realizan una actividad común y que con este paso podrían unir sus fuerzas para aprovecharla. A su vez, Júpiter te ofrece la oportunidad de sentirte satisfecho de realizar un trabajo beneficioso para la comunidad, porque existe una fuerte necesidad de sentirte útil a los demás. En el signo de Acuario, también te empuja a mejorarte siempre, apoyado en una actitud optimista y proactiva. También Júpiter puede indicar un cambio en la situación laboral que puede ser más satisfactorio o simplemente diferente. Es un tránsito que aporta mucha energía, sin embargo, debe prestar atención a su salud. En cuanto a las relaciones familiares, Mercurio de 2 a 20 diciembre, en la Casa IV lo ayuda a examinar todos los problemas familiares que deben abordarse y posiblemente resolverse. A partir del 21 Mercurio en Capricornio, en Casa V, en aspecto armónico al Sol, lo apoya en la interacción con el mundo que te rodea, te induce a animar contactos para comunicar tus ideas en armonía y serenidad, expandiendo la mente.

 

LIBRA

Plutón en Capricornio en aspecto de cuadratura al Sol en Libra, sigue todavía dando trabajo al tercer decanato que deberá centrar la atención en un proceso de transformación de sí mismos y del mundo circundante. El tránsito es poderoso y quiere que seas consciente de los aspectos más oscuros de la existencia y de tu esencia. Plutón obliga al enfrentamiento con las realidades escondidas en lo más profundo del ser, con potenciales no utilizados, con esas riquezas no reconocidas que, si se sacan a la luz, iluminan un nuevo camino existencial. El tránsito de Plutón, aunque a menudo es portador de dificultades, es realmente necesario para avanzar hacia una evolución personal. Y, es posible que al estar en la Casa IV tenga que lidiar con alguna revuelta en el entorno familiar. Quizás te sientes demasiado dependiente y necesites un desapego que te vea más libre o, por el contrario, ahora sientes la necesidad de una mayor intimidad con tus familiares de los que te has alejado en el pasado. En cualquier caso, un cambio importante podría permitirte establecer relaciones más profundas y sobre todo más auténticas con tus padres. La tensión de estos cambios, considerando tu naturaleza siempre buscando un equilibrio dentro y fuera de ti, se ve acentuada por la presencia de Marte en Aries, en la Casa VII asociada a las relaciones cercanas. Marte si se lo maneja mal, puede conducir a la agresión, la irascibilidad y todos los estados de ánimo que pueden crear conflicto en tus relaciones más íntimas. Tendrás que intentar aprovechar tu diplomacia innata para resolver los momentos de tensión en la vida cotidiana. El ingreso de Júpiter y Saturno en Acuario en la Casa V el primero a partir del 20 y el segundo del 18 de diciembre, en todo caso aligerará la situación actual, entre otras cosas te ayudará a tener más confianza en ti mismo a ser más tolerante, además de disciplinado y comprometido con el logro de tus objetivos. El primer decanato presenta un aspecto armonioso al Sol en Libra, un trígono que respecto a Júpiter solicita optimismo y creatividad. En cuanto a Saturno, será la búsqueda de una nueva estabilidad lo que llamará tu atención, especialmente en situaciones emocionales que de momento también son presionadas por Marte en Aries. Saturno solicita ponderación en lo que haces y por otro lado, Júpiter te invita a afrontar cualquiera de tus inhibiciones o restricciones con las que ha llegado a un acuerdo, desbloqueando situaciones. La ocasión es, por tanto, importante para llevar al nivel de conciencia los condicionamientos que quizás te hayan impedido vivir un amor con serenidad o simplemente no te hayan permitido expresarte y tu creatividad en el mejor de los casos. A partir del día 16 Venus en Sagitario en Casa III, representa un buen apoyo, en la casa de la comunicabilidad y de la mente. Pero, sobre todo, te ayuda a apreciar las pequeñas cosas de la vida cotidiana. Tu comunicabilidad también se ve beneficiada por la presencia de Mercurio en Casa III del 2 al 20 diciembre que, entre otras cosas, marca una fuerte necesidad de establecer conexiones de manera auténtica y abierta con el mundo que te rodea.

 

ESCORPIO

Con el ingreso de Saturno y Júpiter en Acuario, el primero el día 18 y el segundo el 20, de la Casa III a la Casa IV, tu atención se centrará en los lazos familiares, en tus raíces, en el hogar en sentido amplio. También está asociada con lo más íntimo, con lo que llevamos dentro, con cómo procesamos las experiencias, es también bajo esta luz que cobra importancia, cuando hay tránsitos significativos, reflexionar sobre lo que para nosotros tiene un sentido profundo que perseguir en la vida. Saturno te pide que estés de acuerdo con tus necesidades que de momento exigen estabilidad, solidez en tu entorno. Las obligaciones que conciernen a tu familia se vuelven más urgentes, como la necesidad de delimitar tus límites. Además, una transformación, una renovación de tu actividad profesional que te brinde mayores gratificaciones, podría ser obligatoria ya que en contraposición a la Casa IV está la Casa de la autorrealización. Ahora tienes la posibilidad de cerrar un ciclo y abrir otro partiendo de diferentes supuestos. Por tanto, a la luz de esta posible renovación, Saturno te presiona para actuar con conciencia, aclarando ahora cualquier conflicto dentro de ti que te haya impedido actuar hacia una renovación tuya y de tu entorno familiar. Júpiter en Acuario, a su vez, podría ampliar este contexto, solicitando a la necesidad de adentrarse en tu mundo interior, explorando la autenticidad de tus sentimientos, especialmente los relacionados con el ámbito familiar. La Casa IV es de agua, por lo tanto, conectada a la emocionalidad. Incluso Júpiter reclama a buscar la seguridad y la estabilidad tanto dentro de ti mismo como en tu unidad familiar. Es un buen momento para ampliar tu autoconfianza y afrontar esas realidades que yacen remotas en tu mundo interior y que una vez reveladas aumentan la conciencia necesaria para afrontar problemas futuros. Será el primer decanato el que tendrá que prestar más atención al aspecto disonante de Júpiter y Saturno al Sol en Escorpio, que pone a prueba tu autoconfianza al solicitar cambios encaminados a abrir las puertas a nuevas realidades. Es posible que algún desorden interior esté emergiendo en el horizonte y te haga un poco más difícil afrontar esa sensación de desconcierto que suele acompañar el tránsito y eliminar los conflictos que piden ser superados. Dotado de una gran fuerza y ​​una sensibilidad particular que te ayudará en este momento de tu vida, ciertamente complejo, pero altamente evolutivo ya que apunta a una profunda conciencia de ti mismo y de las elecciones que te esperan para tu futuro. Con Venus en Sagitario en Casa II a partir del día 16 de diciembre podrás contar con tu capacidad para gestionar cualquier transacción financiera, además porque es un momento en el que sabes implementar con precisión tu capacidad de involucrar y atraer personas y situaciones útiles para lograr tus objetivos. Del 2 al 20 Mercurio también se detiene en la Casa II, enfocando tu atención en todo lo que representa un valor espiritual o material. A partir del 21 el Mercurio ingresa en Casa III a realizar su acción en la necesidad de comunicar con una particular profundidad. Capricornio, colorea la comunicación con seriedad y prudencia, encaminada a obtener resultados prácticos.

 

SAGITARIO

En general este mes de diciembre cierra un año de fluctuaciones entre restricciones y aperturas debido al tiempo que se está viviendo. Mientras tanto, el tránsito de Marte en Aries, en aspecto armónico al Sol en Sagitario lo envuelve con su carga energética, vigor y atención hacia el trabajo en el que pones todas tus fuerzas. Marte te compromete a elaborar los cambios necesario para la continuación de la actividad, a enfrentar eventos que requieran celeridad y capacidad de decisión. Marte, también contribuye a la búsqueda de una pasión más marcada de lo habitual. La energía que ahora impregna tu persona tiene como objetivo afirmar tu personalidad, abriendo la posibilidad de involucrarte, desafiando incluso situaciones complejas. Por otro lado, Marte te permite afrontar cualquier evento con fuerza y ​​determinación, características todas que te permiten afrontar incluso los eventos más críticos. La presencia de Mercurio en Sagitario, resalta una mente que tiende a divagar, que necesita aprender, pero también enseñar lo que ha aprendido. Por lo tanto, una mente con una gran amplitud de miras y fuertemente energizada por la conjunción con el Sol que también estimula una comunicación intensa y vital. A partir del día 21 Mercurio en Capricornio, en Casa II, desplaza tu atención a todo aquello que representa un valor para ti, ya sea de naturaleza material o espiritual. Sin embargo, es un paso que aumenta el interés por el trabajo, no te faltará perseverancia y ambición para llevar a cabo tus ideas. Con Urano en Tauro en Casa VI, sin embargo, es posible que te sientas atraído por la idea de darle un cambio a tu actividad laboral, un giro que puede implicar un cambio, una actualización o simplemente una revisión de su ocupación actual. Intenta, en cualquier caso, mantenerte con los pies en el suelo y evita lanzarte a situaciones experimentales sin perspectivas concretas. El primer decanato podrá hacer uso del aspecto armónico de Saturno y Júpiter en Acuario que a partir del 18 el primero y del 20 al segundo, formará con el Sol en Sagitario. Con el tránsito de Júpiter tendrás el optimismo y potencial creativo que te permite experimentar con cosas nuevas. Saturno a su vez, te infunde perseverancia, disciplina y te ayuda a lograr tus metas. En el lado emocional, además de la presencia de Marte en Aries, en Casa V de la creatividad y el amor, calienta pasiones latentes, puedes contar, desde el día 16, con una Venus en Sagitario que infunde armonía y serenidad en tus relaciones. Y, dado que las relaciones sólidas también se basan en una buena comunicación, aproveche la presencia de Júpiter y Saturno en la Casa III con sus habilidades a través de una mente clara, abierta y sobre todo tolerante y comprensiva con las necesidades de los demás.

 

CAPRICORNIO

Un cielo complejo Saturno hasta el día 17 en conjunción con el Sol en Capricornio, en Casa I completará sus solicitudes haciéndote responsable de tus elecciones y aumentando tu conciencia. Es un proceso que, si bien es portador de un renacimiento, siempre representa un momento de crisis personal. Júpiter, en conjunción con Saturno hasta el día 19, marca un nuevo ciclo que te ve como protagonista de una importante renovación, aunque en algunos momentos haya sentido una dispersión de recursos. Dos tránsitos considerables que en todo caso te llevaron a mirar la realidad de frente, ahondar en los aspectos más ocultos de la existencia, que tienen para ti su propio significado. Con el ingreso de los dos planetas en el signo de Acuario en la Casa II, puedes sentir una especie de alivio, ahora tiene plena conciencia de quién es y qué dirección tomar, cuál y también podría significar cambiar el trabajo o reorientarlo. Con Júpiter en Acuario, sobre todo, es importante comprender cómo usar mejor tus habilidades. Podrías dirigir tu interés tanto hacia los bienes materiales como hacia los valores espirituales. Trate de comprender a dónde lo lleva su naturaleza para hacer cambios si es necesario. Mercurio en Sagitario, en Casa XII hasta el 20, te empuja a profundizar y a afrontar los aspectos menos racionales de la vida. Es un tránsito que requiere introspección. Con el ingreso de Mercurio en Capricornio, a partir del día 21 podrás contar con una mente más viva y preparada. Marte en Aries, que aún perdura en aspecto de tensión al Sol, activa un estado de ánimo, que lleva a la polémica sobre todo y todos, induce a asumir actitudes de enfado e intransigente. Y, dado que se encuentra en Casa IV asociada al hogar, a la familia, es mejor evitar desahogar tu irritación en el ámbito doméstico, solo para descargar tu agresión. En el lado emocional, hasta 15 puedes contar con una Venus en Escorpio, en Casa XI que te impulsa a buscar una pareja que sea más amiga que amante, pero si estás soltero también puede pasar que encuentres el amor en tu círculo de amigos. A partir del 16 Venus en Sagitario, en Casa XII, sigue la tendencia neptuniana en busca del bienestar espiritual.

 

ACUARIO

Con el ingreso de Saturno y Júpiter, el primero desde el día 18 y el segundo desde el 20, en Casa I, se cierra un ciclo que te ha visto quizás un poco confundido o desorientado. Un tiempo que te puso en contacto con tus partes internas, que te ha forzado a vivir una vida centrada en energías emocionales profundas, lo que probablemente te ha llevado a una especie de soledad. Con el tránsito en Casa I, una vez cerrado el antiguo ciclo, puedes comenzar hacia una nueva orientación existencial, fortalecida por una mayor conciencia de ti mismo. Es un nuevo comienzo. Los dos arquetipos en Casa XII han hecho tomar conciencia de quién eres realmente y cómo quieres aventurarte en este nuevo camino que te espera aprovechando al máximo tus capacidades. De hecho, es posible que el uso de nuevas tecnologías, ahora un medio habitual de trabajo, no solo no sea un problema, sino que pueda representar una oportunidad, dada su propensión a las innovaciones técnicas. Urano en Tauro, por su parte, aunque siempre traiga consigo un poco de inquietud, te permitirá, a través de los cambios, explorar con la mayor apertura y disponibilidad las oportunidades que te ofrece la vida. Con Urano en Casa IV, conectado a la familia, a las raíces, habrá que tener en cuenta que algo podría cambiar. Algunos desacuerdos pueden hacer que crezca el deseo de independencia. Por tanto, tratar de lidiar con las dificultades profundizando las relaciones con los miembros de la familia y cualquier cambio que pueda hacer en la relación. Es un tránsito que requiere flexibilidad, especialmente en presencia de Marte en Aries, en Casa III que aún te da una fuerte energía, tendrás que mantener bajo control la tendencia a identificarte con tus opiniones con la posibilidad de inducirte a chocar con quienes no comparten tus pensamientos. Puedes aprovechar la fuerza expresiva de Marte en Aries para lograr tus objetivos. En cuanto a tu realización personal, Venus en Casa X facilita tu vida laboral a pesar de las dificultades existentes. A partir del día 16 Venus en Sagitario en Casa XI en aspecto favorable al Sol en Acuario permite iniciar actividades en grupo, lo que obviamente te atrae particularmente, considerando tu naturaleza siempre inclinada al trabajo en equipo. Mercurio en Sagitario también hasta el día 20, en aspecto armónico al Sol te aporta una mente ingeniosa y abierta. Puedes intensificar las experiencias para compartirlas con amigos, aunque esto solo pueda ser factible por contactos online. Desde el 21 el Mercurio en Capricornio, en la Casa XII estimula una particular sensibilidad hacia el mundo que te rodea. Pero también hacia ti mismo porque estás en estrecho contacto con tus realidades interiores y podrías profundizar.

 

PISCIS

Todavía Júpiter y Saturno en Capricornio que en la Casa XI se quedan hasta la primera el 19 diciembre y la segunda hasta el 17, se trasladarán, en los días siguientes, al cercano signo de Acuario en la Casa XII. Por tanto, si en la Casa XI los dos planetas te llevan a buscar lo que realmente quieres de la vida ampliando tus horizontes. Es una invitación a liberarte del lastre, casi una orden. Ahora, en el siguiente paso que se te ofrece, es entrar consonancia con tus sentimientos, entrar en contacto con el reino de las emociones, de la espiritualidad, un mundo que puede darte mucho en términos de compartir con los demás. Puedes disfrutar la posibilidad de fusionarte con algo más grande. Júpiter, en particular, en Casa XII te ilumina con su sabiduría y te invita a reflexionar sobre la posibilidad de transformar las experiencias en positivo. Además, de reflexionar sobre el hecho de que al final lo que importa es la verdadera plenitud que reside en el conocimiento, en la sabiduría interior. Por eso, es importante recurrir a los propios recursos internos, especialmente en tiempos de dificultad, en lugar de buscar en el exterior respuestas a las propias preguntas. Este año se cierra con algunas breves interrupciones debido a dos aspectos de tensión de Venus y Mercurio en Sagitario con tu Sol en Piscis, el primero desde el 16 y el segundo hasta el 20. Nada grave obviamente, pero tendrás que intentar dar más espacio a la comunicación. Marte en Aries, en tu Casa II te infunde energía y te invita a actuar alterando un poco tu indiferencia, lo que muchas veces te lleva a encerrarte en ti mismo y a mimar tus pensamientos. Marte podría llevarte a centrar tu atención en el dinero, pero desde lo psicológico, el tránsito reside en la capacidad de afirmar los valores en los que crees firmemente. Con Mercurio en Casa XI a partir del día 21, si trabajas en equipo, tendrás la oportunidad de revisar tus relaciones dentro del grupo. Mercurio en Capricornio forma un sextil con el Sol en Piscis y mejora tus habilidades comunicativas y no te faltará claridad mental y dialéctica. Venus en Escorpio, en Casa IX suavizará cualquier posible aspereza del momento luego, desde el 16, forma un aspecto de tensión desde Sagitario al Sol en Piscis y, tendrás que contactar con el asertividad de Marte en Aries para combatir la pereza y la falta de disciplina.

 

Con cariño

Matilde

 

 

Si quieres conocer lo que hago puedes ingresar en:

www.matildepanati.com/ o en Facebook: Astrología Matilde Panati.

Si deseas recibir una interpretación online o por escrito de tu Carta Natal y de los tránsitos más importantes para comprender cómo estos te están afectando personalmente, mira https://www.matildepanati.com/ejemplo-de-una-carta-natal-escrita/

Puedes escribirme a matildepanati@gmail.com, asimismo para recibir Mi libro de astrología, un manual de los aspectos del Sol: ¿Cómo influye la astrología en nuestras relaciones?

 

 

 

 

diciembre 1, 2020

0 responses on "EL CIELO CÓSMICO de Diciembre 2020."

Leave a Message

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

top
Sidekick Agency - Agencia integral de ecommerceMade by Sidekick Consultas Telefonicas Matilde Panati: 011 5793-0252
× ¿Queres Hacerte la Carta Natal?
X